index.html

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

17

18

19

20

21

22

23

24

25

26

27

28

29

30

31

32

33

34

35

36

37

38

39

40

41

42

43

44

45

46

47

48

49

50

51

52

53

54

55

56

57

58

59

60

61

62

63

64

65

66

67

68

69

70

71

72

73

74

75

76

77

78

79

80

81

82

83

84

85

86

87

88

89

90

91

92

93

94

95

96

97

98

99

100

101

102

103

104

105

106

107

108

109

110

111

112

113

114

115

116

117

118

119

120

121

122

123

124

125

126

127

128

129

130

131

132

133

134

135

136

137

138

139

140

141

142

143

144

145

146

147

148

149

150

151

152

153

154

155

156

157

158

159

160

161

162

163

164

165

166

167

168

169

170

171

172

173

174

175

176

177

178

179

180

181

182

183

184

185

186

187

188

189

190

191

192

193

194

195

196

197

198

199

200

<!DOCTYPE html>

<html>

  <head>

    <meta charset="ISO-8859-1">

    <meta name="X-UA-Compatible" content="IE=Edge">

    <meta name="viewport" content="width=device-width, initial-scale=1.0">

    <title>El Sevilla da la campanada y elimina al Manchester United en Old Trafford</title>

  </head>

 

  <body>

    <header>

      <título>El Sevilla da la campanada y elimina al Manchester United en Old Trafford</título>

      <fecha> 13-03-2018     22:39h </fecha>

    </header>

    <titular>

Los de Montella vencen (1-2) con dos goles de Ben Yedder y hacen bueno el 0-0 de la ida

    </titular>

    <noticia>

El Sevilla se clasificó este martes para los cuartos de final de la Liga de Campeones por primera vez en su historia tras derrotar al Manchester United (1-2) gracias a los goles de Ben Yedder, gran protagonista del encuentro, en un final de partido histórico que mete a los andaluces entre los ochos mejores clubes del Viejo Continente.

Los de Montella vivieron su gran noche en el Teatro de los Sueños y apearon al equipo de José Mourinho, inofensivo, inerme en los metros finales e incapaz de hacer cosquillas en la eliminatoria. El Sevilla esperó su momento y asestó el golpe definitivo cuando apenas quedaban quince minutos para el final.

La estrella la tuvo Ben Yedder, que no dudó en su primera intervención en el césped. El ariete francés sustituyó a un desacertado Muriel y, según pisó el verde, resolvió de manera exquisita un envío de Sarabia, el mejor jugador del partido junto a Nzonzi, que dio un recital en el centro del campo. Antes, Banega había cosido la jugada en la sala de máquinas. El gol dejó helado al United.

La jugada hizo justicia a un Sevilla que fue mejor en la segunda parte. Si en la primera hubo reparto de ocasiones -sobre todo tras un tiro fuerte de Fellaini- en el acto final el dominio fue nervionense. Empezó Correa llevando peligro al ser cortado por Bailly cuando iba a engatillar, pero continuó Sarabia filtrando pases entre líneas.

La mejoría de los españoles despertó a los red devils, que ganaron presencia en el área contraria. Primero con un disparo de Lingard a la media vuelta y después fue turno de Felliani, que lanzó alto a la hora de partido. Sin embargo, ninguna de ellas besó las redes de la portería defendida por un sereno Sergio Rico.

Fue entonces cuando llegó el éxtasis del sevillismo con un gran gol de Ben Yedder. La maniobra puso en ventaja a un Sevilla que amplió su ventaja solo cuatro minutos después. Si el 0-1 hizo perder la cabeza a los 3.000 seguidores del Sevilla, el 0-2 -obra también de Ben Yedder- consiguió que en Old Trafford retumbasen los acordes del himno del Arrebato.

El delantero galo metió la cabeza en el segundo palo y De Gea -espectacular como de costumbre- falló al poner la mano muy floja. El remate sobrepasó la línea por poco, pero la superó. El árbitro, tras unos segundos de incertidumbre, concedió el gol y -en consecuencia- la eliminatoria para los andaluces.

Apenas quedaban diez minutos y el United debía marcar tres goles. No lo consiguieron por mucho que lo buscaron. Sí marcó Lukaku de cabeza, pero en la recta final del partido y ya no había tiempo para mucho más. Incluso Ben Yedder perdonó el tercero en un mano a mano que detuvo De Gea. La historia se cambió por siempre. El Sevilla eliminó al United de Mourinho y sigue con vida en Europa.

    </noticia>

 

    <a>Volver</a>

 

  </body>

<!DOCTYPE html>

<html>

  <head>

    <meta charset="ISO-8859-1">

    <meta name="X-UA-Compatible" content="IE=Edge">

    <meta name="viewport" content="width=device-width, initial-scale=1.0">

    <title>El Sevilla da la campanada y elimina al Manchester United en Old Trafford</title>

  </head>

 

  <body>

    <header>

      <título>El Sevilla da la campanada y elimina al Manchester United en Old Trafford</título>

      <fecha> 13-03-2018     22:39h </fecha>

    </header>

    <titular>

Los de Montella vencen (1-2) con dos goles de Ben Yedder y hacen bueno el 0-0 de la ida

    </titular>

    <noticia>

El Sevilla se clasificó este martes para los cuartos de final de la Liga de Campeones por primera vez en su historia tras derrotar al Manchester United (1-2) gracias a los goles de Ben Yedder, gran protagonista del encuentro, en un final de partido histórico que mete a los andaluces entre los ochos mejores clubes del Viejo Continente.

Los de Montella vivieron su gran noche en el Teatro de los Sueños y apearon al equipo de José Mourinho, inofensivo, inerme en los metros finales e incapaz de hacer cosquillas en la eliminatoria. El Sevilla esperó su momento y asestó el golpe definitivo cuando apenas quedaban quince minutos para el final.

La estrella la tuvo Ben Yedder, que no dudó en su primera intervención en el césped. El ariete francés sustituyó a un desacertado Muriel y, según pisó el verde, resolvió de manera exquisita un envío de Sarabia, el mejor jugador del partido junto a Nzonzi, que dio un recital en el centro del campo. Antes, Banega había cosido la jugada en la sala de máquinas. El gol dejó helado al United.

La jugada hizo justicia a un Sevilla que fue mejor en la segunda parte. Si en la primera hubo reparto de ocasiones -sobre todo tras un tiro fuerte de Fellaini- en el acto final el dominio fue nervionense. Empezó Correa llevando peligro al ser cortado por Bailly cuando iba a engatillar, pero continuó Sarabia filtrando pases entre líneas.

La mejoría de los españoles despertó a los red devils, que ganaron presencia en el área contraria. Primero con un disparo de Lingard a la media vuelta y después fue turno de Felliani, que lanzó alto a la hora de partido. Sin embargo, ninguna de ellas besó las redes de la portería defendida por un sereno Sergio Rico.

Fue entonces cuando llegó el éxtasis del sevillismo con un gran gol de Ben Yedder. La maniobra puso en ventaja a un Sevilla que amplió su ventaja solo cuatro minutos después. Si el 0-1 hizo perder la cabeza a los 3.000 seguidores del Sevilla, el 0-2 -obra también de Ben Yedder- consiguió que en Old Trafford retumbasen los acordes del himno del Arrebato.

El delantero galo metió la cabeza en el segundo palo y De Gea -espectacular como de costumbre- falló al poner la mano muy floja. El remate sobrepasó la línea por poco, pero la superó. El árbitro, tras unos segundos de incertidumbre, concedió el gol y -en consecuencia- la eliminatoria para los andaluces.

Apenas quedaban diez minutos y el United debía marcar tres goles. No lo consiguieron por mucho que lo buscaron. Sí marcó Lukaku de cabeza, pero en la recta final del partido y ya no había tiempo para mucho más. Incluso Ben Yedder perdonó el tercero en un mano a mano que detuvo De Gea. La historia se cambió por siempre. El Sevilla eliminó al United de Mourinho y sigue con vida en Europa.

    </noticia>

 

    <a>Volver</a>

 

  </body>